jueves, 24 de marzo de 2022

El segundo distrito escolar más grande de EE. UU. pone fin al mandato de mascarillas en las escuelas


LOS ÁNGELES.- El Distrito Escolar Unido de Los Ángeles (LAUSD), el segundo distrito escolar público más grande del país, eliminó desde esta semana el mandato de las mascarillas en las escuelas, acorde a Los Ángeles Times.

Así lo anunciaron en un comunicado las autoridades del distrito, que contiene más de 600.000 estudiantes y 30.000 maestros, luego de una semana de negociación con el sindicato de maestros, United Teachers Los Angeles.

El LAUSD ha sido el último distrito en alinearse a la política de culminación del mandato de mascarillas en las escuelas que había dispuesto el estado de California en febrero y redirigirla hacia la “recomendación de su uso”.

Como parte del acuerdo con los sindicatos se incluyó el compromiso de mantener un plan de pruebas de coronavirus semanales requeridas para todo el personal y los estudiantes hasta fin de año.

Habrá además una reevaluación de pruebas de referencia para todos los estudiantes y el personal antes de regresar de las vacaciones, que se realizará del 11 al 15 de abril.

También se comprometieron a proporcionar mascarillas KN95 o N95 a todos los empleados que las soliciten, decía el comunicado.

“Apoyo reforzó el terminar con el requisito del uso de mascarillas en espacios interiores y me comprometo a seguir manteniendo nuestro enfoque basado en la ciencia para la seguridad y los protocolos ante el COVID-19”, afirmó el Superintendente Alberto M. Carvalho.

“Quiero expresar mi agradecimiento personal a nuestros estudiantes, empleados y familias por su apoyo y su paciencia. Sabemos que algunas en nuestras comunidades escolares y oficinas seguirán usando mascarillas, mientras que otras posiblemente no las usen. 

Por favor, considere su situación y haga lo más conveniente para usted o para su hijo(a). Ahora que este importante asunto ha quedado atrás, es tiempo de enfocarse en todo el potencial académico de cada estudiante”, agregó.

Los críticos, entre ellos muchos padres y educadores, han dicho que las medidas han resultado en más daño que beneficio para los alumnos. Alegan, entre otras cosas, daños sociales y emocionales por el enmascaramiento.

Sin dudas esta noticia es la que estaban esperando todos aquellos en la comunidad educativa que mostraron frustración cuando el estado puso fin al mandato en lugares cerrados, como bares y restaurantes, dejando exentas a las escuelas.

No hay comentarios: